Bienvenidos a este lugar de consulta sobre poetas, narradores y ensayistas de todo el mundo escritos o traducidos al idioma español.

"... el bibliotecario protege los libros no sólo contra el género humano sino también contra la naturaleza, dedicando su vida a esta guerra contra las fuerzas del olvido"
Umberto Eco

ARELLANO GUIRAO, Rossana

Rossana Arellano Guirao


Santiago de Chile-Chile


Libros publicados:
*Bajo río (Editorial Mago Editores-2009)
*Versos encadenados (Editorial LOM)
*Sin fronteras(Editorial Cartonera-México-2010)


OBRA

SELECCIÓN POÉTICA

SEGUNDA FILA

Guarda el sol en la copa de cristal dijiste
mientras horas caminaban mi ciudad lógica
Los tambores escondidos bajo enormes mangas
llaman hoy a la gran guerra de las voluntades.

Se desplaza la vanidad como una llaga,
luego un silencio de siglos desnude en tus manos.


SIMPLEMENTE

Simplemente la vida es un trofeo
donde el cuerpo envejece haciéndose humo
en dos letras de ayeres bien resumo
lo que mi pecho hoy guarda en camafeo.

Y no busco que el mundo en mis tropiezos
ponga a mis pies las luces del mañana
porque se que al mirar por la ventana
se han de arrojar los llantos y los rezos.

Llorando amanecemos en la luz
a veces confundimos el trayecto
cuando la mano que guía yace enferma.

Tropezamos y el objetivo merma
más el camino aunque sea incorrecto
nos mostrará la senda en el trasluz.


MUCHACHA DE ESTACIÓN



Eras tú, multiplicando fechas
quien desfilaba en las calles sin asfalto
y sin pasaporte balanceaba sus caderas a lo Botero.

Temprano te llamaron los secretos
y en misión clandestina
zarparon de tu cuerpo más de mil navíos una sola noche.

Tu bote desvalido, se refugió en el puerto del hambre
donde a menudo las infancias truncas
subían escaleras sin retorno.

¿Qué será de ti, muchacha de estación?

Y esta manía de observar la luna por menguante
va plegándome el paisaje de los párpados
cuando la lluvia ha dejado su barniz entre las hojas.


NUNQUAM LUMEN

A ras de suelo, nos llenábamos los bolsillos de piedras
nada más al alcance de los dedos.
La frase del día era:
Vetare vitam

Nosotros, éramos niños
y sentíamos el golpe del hambre entre los huesos.

Saciar la sed de las edades enjauladas: Una piedra
Contemplar la desnudez famélica de Ruth: Una lágrima
Sospechar la procedencia de algún resto de pan que trajo Rajel : Un horror
La frase del día era:
Spes vitae

Nosotros, éramos niños
y contemplábamos embobados la rosa azul detrás de la alambrada.

Dentro de mí, la voz, de aquel que quiere subirse a los árboles
Dentro de mí, la identidad, de aquel que escribía ruegos desatendidos
Dentro de mí, el recuerdo, de unos ojos indiscretos tras la nuca
Dentro de mí, cada palabra, de los que nunca figuraron en retratos.

Hoy me permito hablar con Dios
algunas veces creo que él sospecha,
que una brisa de mundo va dictándome poemas,
pero yo, no soy poeta, no, jamás lo he sido.

1 comentario:

Rossana dijo...

Norma:

Quiero agradecer tu consideración para conmigo.

Un abrazo grande
Rossana